Poniendo orden en la marejada de la solidaridad

Voluntarios y voluntarias, centros de enseñanza, una brigada de Cerro Muriano, cofradías… todos son necesarios para poner orden en ese bendito caos en que la marejada de solidaridad, vivida en la Gran Recogida 2017, ha convertido las naves del Banco de Alimentos de Córdoba.

Y como las imágenes valen más que las palabras, ahí  van unas cuantas de esa lucha contra reloj —la Navidad está encima— para pesar, clasificar y realizar la trazabilidad de los cientos de miles de kilos de alimentos que la solidaridad de los cordobeses y cordobesas ha generado a raíz de la Gran Recogida.

Siguen llegando camiones con las bañeras, en eso que se llama la logística inversa, por la que algunas cadenas nos traen con sus propios medios los alimentos captados.

Y ello sin olvidar que están llegando, y se están repartiendo,  seis camiones de zumos facilitados por la FESBAL. Hoy mismo estamos repartiendo un camión de manzanas y peras procedentes de Lérida.

En unos días empiezan a llegar, además, los alimentos recogidos en muchos centros docentes que colaboran por estas fechas con el Banco de Alimentos.

En suma, la guerra contra el hambre es total.

KODAK Digital Still Camera

KODAK Digital Still Camera

KODAK Digital Still Camera

KODAK Digital Still Camera

KODAK Digital Still Camera

KODAK Digital Still Camera

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *